Charla virtual sobre los mineros en Madrid

La llegada de los mineros a Madrid ha traído consigo muchos debates en la calle, en los bares, en las redes. Este es uno más: un intercambio rápido de emails de un grupo de amigos a lo largo del día de hoy. Podemos continuar, si queréis, en los comentarios:

A: Yo también estuve ayer. Encontré al inclito A. gritando “Dinamitaaaa!”. Hoy ha debido dormir como un niño feliz. No analizó casi ni siquiera, M., con eso os digo todo.

Sólo os diré que mientras salían lentas las notas de Santa Bárbara bendita, a ritmo fúnebre de una banda de metales en sepulcral silencio en la Puerta del Sol, una mano me cogió por el cuello (con buenas intenciones), era M.A., con los ojos empañados… ídem que tantos y tantos…

Otros amigos que encontré al final, se me acercaban y me decían “qué bonito, verdad? o qué emoción eh?!” emocionaditos perdidos. Gentes muy brillantes, chicos muy listos. Yo flipé un poco la verdad, como con todo lo que ha pasado con los mineros. Y soy de fácil emocionar y que si la cancioncilla esa, que es una de las mejores del mundo, y que si la épica de resistencia del pozo y que si los muertos y que si las comarcas esas abandonadas de España que tanto quiero y que si el compañerismo y la caminata y las familias y patatín… es todo como muy de mi rollo y sin embargo me deja completamente frío, vamos que no se me levanta …el ánimo (ojo).

En realidad, os diré, que hasta me jode un poco: banderones comunistas, sindicatos a cascoporro con sus putos zepelines y sus cordones de seguridad y separación y sus putos líderes, el dicurso del minero en el escenario, pocas palabras: “Vamos a ganar a fuer de cojones, que nos sobran” sic, puagggggg, no querría estar yo en ninguan lucha de toros embolaos que va “de cojones”. Además de la locura absoluta de la defensa de lo del puto carbón y las malditas minas, cada vez que he ido por sus comarcas a ver campo y pueblitos y etc lo de los mineros y sus apologetas son siempre la gente más hosca de cada unos de esos lugares, los que más se la suda qué otra cosa tienen alrededor, la palabra ecologista, el puto paisaje, otras formas de vida posibles, la memoria que no sea “industrial”…
Son y han sido siempre (o hace décadas en España) un colectivo que va a su puta bola, un poco como los controladores, joder (de hecho son el mismo número de tíos y va de que les subvencionen, delirante) completamente estancos a las luchas de otros…. no os hará falta que os recuerde qué les ha parecido el 15M… ¿No es más transversal y es mayor el recorte en Dependencia? Y en sanidad, educación, etc…?
Siento un poco, un poquillo… como que se le está riendo la gracia a un tío mío muy pesao y muy bruto que es además sindicalista, de toda la vida de dios, y que es incapaz de ser otra cosa en el mundo más que sindicalista…

M: no sabes lo que agradezco tu mensaje, A… una necesita de los amigos para, en la conversa, ir construyendo un sentido de lo que va pasando. si no tenemos esas conversaciones, la realidad nos arrolla, y no hay revolución ni nada. veía las imágenes estos días de los mineros, los mensajes en twitter y facebook, y se me abría un gran interrogante: “¿será verdad?”. una amiga se apresura a Sol y me dice: “esto puede ser la chispa determinante”. Le digo: “¿de verdad lo crees? No por los cojones y esas cosas, sino… es que las luchas obreras en España llevan tantas décadas siendo tan autistas a todo lo que tienen alrededor?”. “Esta vez es diferente, han recorrido mucho camino, se han encontrado con mucha gente, eso les tiene que haber empapado de otra cosa”, insiste ella. “¿Será verdad? Ojalá”. A mí también se me pondrían los pelos de punta escuchando al Santa Bárbara bendita. Mi madre me la cantaba desde muy de chica, así que para mí tiene el sabor de las madalenas y de todas las revoluciones perdidas. Y me hubiera gustado ahí. Tal vez la diferencia anoche con respecto a todas las marchas autistas de obreros españoles (los de astilleros gaditanos, por ejemplo) es que todos vosotros estabais ahí. Esperando el milagro. Esperando que sus palabras inauguraran otra cosa. ¿Sucedió?

E: Ché, muy bien explicado A., si eso que dices cae en el blog ¿levantaría ampollas? Me pasa lo mismo que a tí…
En el fondo, hay dos tipos de posición (como en el chiste, como en todos los chistes) los que están por la labor de conservar lo que había y lo que hay y los que están por transformarlo.

En los primeros está casi todo el mundo, los políticos a su política, los banqueros a su banca…. pero también los mineros su mina, los trabajadores sus trabajos ¡cada uno a sus puestos! ¡Que el mundo no cambie, que ya habíamos asumido ese lugarcito en el mundo y no nos planteábamos demasiado al respecto! Ché, es que el mundo ha cambiado… Si podemos evitar que haya gente que se dedique a morirse a los 50 por tenerlos encerrados bajo tierra toda su vida en pos de una energía que nos perjudica a todos, pues ya sería hora de que no hubiese ningún ser humano trabajando en esa mierda de condiciones ¿no? Eso, de hecho, no debería haber pasado nunca… Vivir bajo tierra… ¿Qué épica ni que ostias? Joder, han hecho bandera de su condición… ¡pero esas condiciones son una mierda de vida! Es como la épica del soldado orgulloso de morir por la patria… caguendiez ¿y tu vida, majo? ¿aquellos que te mandan a perderla no se juegan la suya, a que no?

En fin, lo malo es que, on the other side, cuando los “gestores de lo que hay” pierden credibilidad y  aparecen los que quieren “transformar lo que hay” y ahí el espectro se amplia  en sus extremos a derecha e izquierda… Lo hemos visto en Grecia… El fascismo sigue sosteniendo un discurso convincente y transformador de la realidad…

Así que…

 y va el capitán pirata,

cantando alegre en la popa,

Asia a un lado, al otro Europa,

y allá a su frente Estambul;

Necesitamos mapas nuevos… Ni Europa, ni Asia… Hay que ir hacia Estambul

»¡Sentenciado estoy a muerte!;

 yo me río;

no me abandone la suerte,

y al mismo que me condena,

colgaré de alguna entena

quizá en su propio navío.

P: Los mineros no son precisamente pacíficos y ecologistas, ok; los funcionarios y sus mareas, no apuntan hacia la excelencia del sector público, es verdad; los controladores no piensan más que en su puto culo, y éso de separar aviones, no sé cuánto debe costar, pero se lo podemos preguntar al ejército, y que no se pongan chulitos que en Barajas hay mucho paredón, ¿son ricos, no?, Pues que se jodan!…
Se me confunden en la cabeza los bandos, y ya no veo a los malos tan malos ni a los buenos tan buenos, reflexiono, y encuentro mi vida plagada de las mismas contradicciones de esas luchas que no pasan mi filtro y quedan descartadas, me aburro de pensar en la revolución perfecta, antes vosotros érais mi lugar al que volver, el lugar desde el que seguir pensando, ahora hasta éso tiembla….

Mmmm esta tarde voy para tratar de entender, con la esperanza de encontrar algo que me vincule a esa lucha, con la misión de rebajar la tensión que surja, de seguir avanzando en esa vía hermosa de la no violencia.

Ojalá os vea.

K: Uff….no, ojalá no se quede tan estanco como dice A. Creo que hay un run run, que se hace más fuerte. Que seamos más y más diversos. Yo me encontré allí con el grupo de mi barrio, los de la cooperativa, ex compañeros de trabajo….ahora me dicen que ustedes estaban también…. no creo que la onda minera fuera el aglutinante de todo aquello…no el único, ni el más importante. Es lo que dice M., en el momento en que yo escribo esto… El tema que me deja más perpleja es siempre el mismo…las estrategias de lucha… – la lucha con los desahuciados, por ejemplo, tiene una potencia moral que no tienen las reivindicaciones de los mineros. Por lo mismo que dice E., de la locura que supone luchar para conservar lo que hay… Y esto es muy importante….la batalla debe jugarse sobre un plano moral….para que la acción no-violenta sea exitosa. – la conflictividad que se expresa con el cuerpo, como último recurso (lo de los cojones me parece una síntesis pintoresca de esto)…..siempre involucra costes muy altos para el pueblo….muy altos y muchas veces contraproducentes…. en fin… yo, por mi parte, voy a tratar de seguir fluyendo con la realidad….aunque no sea ningún escenario perfecto…pero, ¿cuándo lo ha sido? espero que sirva lo que vamos aprendiendo….eso sí.

J: Los mineros van a palmar. Si no es ahora, será en el 2018. Es muy posible que suceda lo de Inglaterra, que la zona se convierta en un campo abonado de alcoholismo y exclusión social. La forma de vida que tienen ahí no será perfecta, pero es su única identidad. Ha pasado tantas veces, cuando se destruye una cultura sin que de tiempo a que esta cambie de forma natural, es algo brutal. Muy tímidamente, pero lo están haciendo, empiezan a cuestionarse el papel del clientelismo y de los sindicatos. De hecho por aquí dicen que las cúpulas intentaron que no hubieran tantos cortes de carreteras, etc, pero las bases (aquí está todo quisqui sindicado) no tragaron. Cuando se preguntan en voz alta dónde fue el dinero de la reconversión, ponen el acento en la pregunta, y eso quiere decir cuestionarlo todo, porque la respuesta automática que les sacas a muchos es: se lo llevó el PP. Pero muchos saben que escándalos como el de empresas como Alas Aluminium, que se montó exclusivemente para obtener subvenciones de los fondos mineros, pudo hacerse también porque los sindicatos estaban demasiado ocupados en meter a su gente como para protestar algo. Una red clientelar funciona cuando hay dinero y puestos de trabajo para repartir, pero esto se acaba. De momento, cierran bastante filas en torno a los líderes sindicales es cierto, porque cuando hay guerra y el enemigo es poderoso, parece que toca eso, y los líderes lo saben, pero cuándo estos quieran parar, y los mineros quieran seguir adelante, porque no les queda otra, ¿qué? Tendrán que mirar alrededor, supongo. Ver que el pasado ya no va a volver. Cuando les preguntas, ¿y si se pierde, y esto se acaba definitivamente, qué va a pasar?, no tienen respuesta. Son incapaces de ponerse en ese escenario y ver alternativas. Pero igual, más pronto que tarde, no les va a quedar otra. Lo más que les he podido sacar es: Tú ¿de dónde eres? De G. Pues tendremos a que ir todos a G. Y serán muy bienvenidos, claro que sí, sobre todo, porque la mayoría de la gente de G. se iría de cabeza a Asturias: a poner un huerto, una casa rural o a cuidar vacas, según dicen. Parece que después del último desahucio en Oviedo, donde hubo 20 detenidos y bastante represión policial, algunos miran un poco de otra forma al 15M. Dicen que también tienen “cojones”. Aquí muchos del 15M tiene familiares mineros, o lucharon ellos mismos en la Naval. Saben que están todos en la misma lucha. Es cuestión de acentos: 15M lo pone más en la corrupción en los fondos mineros; y los mineros, en la pérdida de puestos de trabajo. Los del 15M dicen que sería absurdo poner barricadas en el centro de Oviedo, y los mineros no han conocido otra forma de luchar desde que la mina es mina. Es jodido, pero no nos queda otra que entendernos. Pero claro, para eso, sí que hace falta cojones.

R: Según Twitter… se está liando ya en la Castellana.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Charla virtual sobre los mineros en Madrid

  1. Anónimo dijo:

    Pero ustedes, pedazo de trasnochados, ¿quién se creen? ¿Ustedes creen que todo el pueblo es leído? ¿Que todo el pueblo se ha liberado ya de sus prejuicios? ¿Que todo el mundo ya no es racista, ni machista, ni xenófobo, ni paternalista? ¿Van a hacer ustedes la revolución con sólo aquéllos que usen lenguaje no sexista? Me parece increíble el análisis. Los mineros son malotes porque dicen “cojones” y “maricón”. Ese lenguaje que, sí, por desgracia, sigue usando el 99%. No mientan tanto, anda. Los mineros son malotes porque se organizan mejor que nadie a través de CCOO y UGT. Eso es lo que les duele a ustedes. Ahí revienten.

  2. Anónimo dijo:

    Qué asco de moralina que tienen ustedes. Sigan, sigan escribiendo estas estupideces cuando algo se mueve en este pueblo y no son ustedes los que convocan.

  3. Anónimo dijo:

    Resumo mi reflexión en una cita-slogan muy coread estos días en Madrid al apso d ela Marcha Negra y que habla por si sola: (los mineros) “sois los cojones de España”.

    Y es que tras la alabanza a la estrategia violenta se esconde la mitomanía sexista del héroe. Si vamos a construir un nuevo poder debería edificarse sobre otra lógica, sobre valores profundamente antipatriarcales, entre otros. Otra cosa es que la violencia contra el sistema (si es que no produce daños a inocentes, que ya es difícil) sea absolutamente legítima, que no es lo mismo que coherente o eficiente. Dicho de otro modo y bondades aparte, los criminales de la policía merecen todo y más de lo que les pase. No seré yo quien llore por ellos sin arrepentimiento ni reparación por delante. Aunque lo nuestro es, y debe seguir siendo: crear, no destruir.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s